Finanzas

Amado Franco deja la presidencia de Ibercaja

Amado Franco, presidente de Ibercaja durante 13 años, deja la entidad según comunicó en rueda de prensa. El testigo en la presidencia lo recogerá el hasta ahora vicepresidente, José Luis Aguirre. Se presume que Víctor Iglesias, que llevaba dos años como consejero, se promocione internamente y controle la entidad. Este movimiento en la cúpula de la entidad se cree que es el resultado de la casi segura decisión tomada de la salida a bolsa de la entidad.

Los resultados de Ibercaja en 2016, que tuvo que aumentar las provisiones un 40%, dio un beneficio antes de impuestos que han supuesto cerca de 71 millones de euros, pero gracias a los créditos fiscales Ibercaja habría obtenido un importante crecimiento, de hasta cerca del 70%, alcanzando la cifra de de 143 millones de beneficio en 2016. El margen de intereses cae un significativo 10,2%, hasta los 567,2 millones de euros y las comisiones aumentan un 2,1% gracias, sobre todo, a las comisiones no bancarias, que aumentan un 6,8%.

El ROF (resultados de operaciones financieras), aumentó un 97%, hasta los 169,5 millones. Resaltan aquí las plusvalías en la venta de carteras de valores. A esto se suman otros 53 millones por el traspaso a Aktua de la filial de gestión de activos adjudicados de la entidad, consiguiendo un margen bruto de 1.129,8 millones, un 8,5% superior al de 2015.

Una nueva etapa en Ibercaja que aspira a conseguir el crecimiento orgánico en los próximos años impulsando su presencia Madrid y Levante.

Etiquetas: 000