Banner
Banner



Cheap Oem Software Store
Documento sin título twitter
Documento sin título
Economía Finanzas Empresas Alimentación Mercados Logística Ferias Turismo
Formación Digital Cultura Opinión Energía Infraestructuras IMEX Caso de éxito

Alemania


El reto de una nueva realidad Europea

La Unión Europea, a la que el resultado del brexit dejó con la boca abierta hace tres meses, vive un momento algo confuso. Ahora que parecía que las economías más débiles  emprendían una senda de recuperación apoyada en las reformas y recortes que Alemania impuso, la salida del Reino Unido dejará a la Unión sin uno de sus protagonistas principales, que a la vez ejercía como contrapeso de Francia, Italia y Alemania en lo que se refiere a las grandes decisiones ejecutivas.

La nueva realidad de la Unión, una vez la salida británica sea efectiva, será diferente, aunque se están llevando a cabo esfuerzos para que esa diferencia altere lo mínimo posible el curso de la economía europea. Se definirán nuevos tratados y acuerdos comerciales que harán posibles las relaciones entre las islas británicas y el continente. Todo seguirá igual pero nada será lo mismo en Europa.

A todo esto Alemania va a tener que adaptarse, ya que Reino Unido es su tercer cliente en comercio exterior. La vieja Europa parece descomponerse una vez más y, esto supondrá, cómo no, otra prueba de resistencia para Alemania, que pretende evitar a toda costa el fin de la Unión. De momento la Comisión Europea ya ha pedido que se definan las posiciones de los diferentes países de la Unión sobre el TTIP, el acuerdo transatlántico de libre comercio entre Estados Unidos y la Unión Europea que tanto interesa a las multinacionales norteamericanas. Alemania ya manifestó hace tiempo sus dudas y expuso claramente duras críticas a ese tratado. La noticia más reciente sobre el tema es que esas dudas y críticas que Alemania ha formulado prevalecen por el momento y las negociaciones sobre el TTIP se encuentran en punto muerto.

La economía alemana, fuertemente apoyada en su demanda interna y en la consolidación del incremento del consumo, se recupera paulatinamente tras la crisis. En el último trimestre de 2015 vivió un crecimiento del 1,8% interanual, lo que mejoró ligeramente el dato del trimestre anterior, del 1.6% de crecimiento interanual. El comercio exterior alemán volvió a vivir un aumento de las importaciones, dato vinculado a la mejora de la situación económica general en la Unión Europea.

Comercio exterior de Alemania

La recuperación de la economía europea ha sido esencial para que la potente industria alemana, fundamentalmente la automovilística, volviera a respirar. La automoción, sus componentes, y sus vehículos son los principales productos exportados e importados por Alemania en lo que va de 2016, con cifras que ya superan las anteriores a la crisis.

Es también digno de reseña el dinamismo de la industria farmacológica y química del país, que, a su vez ocupan los puestos cuarto en exportaciones y tercero en importaciones en estos meses de 2016. Como tercer sector se encuentra el siderúrgico, otra de las partidas destacadas en la balanza comercial alemana.

La UE y China son los principales socios de Alemania, aunque su comercio exterior se caracteriza por una diversificación geográfica muy amplia que le ha permitido que sus ventas al exterior no dependan únicamente de la economía europea.

Relaciones bilaterales 

Existe una fluida, estrecha y productiva relación entre Alemania y España traducida en un intenso flujo comercial y de inversiones. España tiene a Alemania como segundo socio comercial, sólo superado por Francia.  Según datos de julio de 2016 publicados por la Agencia Federal Estadística (DESTATIS), España es el duodécimo socio comercial de Alemania (sumando exportaciones e importaciones) y el sexto, en función del saldo de la balanza comercial en 2015.

En el comercio bilateral de bienes destaca el claro incremento tanto en las exportaciones (+8,7%) como en las importaciones (+11%). Las transacciones comerciales entre España y Alemania superaron un máximo histórico en 2015, ya que el volumen total de comercio ascendió a 63.013 millones de euros. Se trata un registro que mejora los datos anteriores a la crisis.  

Las exportaciones españolas de bienes a Alemania subieron un 8,8% hasta mayo de 2016 respecto al mismo periodo de 2015, mientras que las importaciones subieron un 6,3%.

España compra a Alemania varios tipos de bienes industriales, en particular las semimanufacturas, automoción y bienes de equipo, que por otro lado conforman prácticamente las tres cuartas partes de la exportación española a Alemania, puesto que el intercambio comercial entre ambos países es, sobre todo, intraindustrial, aunque en el sector de la alimentación pesa más la exportación española a Alemania (17%) que la alemana a España (7%). En concreto, el sector del automóvil y sus componentes suma casi el 29% del total y a continuación, los sectores de semimanufacturas y bienes de equipo. En el total de las importaciones alemanas, España creció ligeramente en 2015, del 2,7% al 2,8%, mientras que la cuota de los productos alemanes en las importaciones españolas, también creciente, alcanza el 13%.

A lo largo de 2015, España exportó a Alemania servicios por valor de 11.451 millones de euros. La importación de servicios alcanzó 5.351 millones de euros con un superávit para España de 6.100 millones de euros, según-datos del Bundesbank-, en la misma línea de los tres años anteriores.

Además, España es el 7º exportador de servicios a Alemania y el 11º importador.

Acuerdos económicos vigentes ente ambos países

Las relaciones políticas y comerciales entre ambos países se enmarcan dentro de los acuerdos suscritos en los tratados de la Unión Europea, que ejercen de marco de referencia.

Además, existen otros acuerdos como el Convenio de Doble Imposición (CDI), aprobado en febrero de 2011 entró en vigor el 18 de octubre de 2012, que reemplazó al anterior de 1966.

Convenio de Cooperación Aduanera, de 1969.
Acuerdo marco de Cooperación en Investigación Científica y Desarrollo Tecnológico, de 1970.
Convenio de Establecimiento, de 1970.
Convenio para la Protección de Indicaciones de Procedencia, Denominaciones de Origen y otros indicadores geográficos, de 1990.
Convenio de Seguridad Social, de 1973 y Acuerdo complementario de 1975.
Acuerdo de Cooperación de Energía Solar, de 1978.
Acuerdo de Cooperación sobre Uso Pacífico de Energía Nuclear, de 1978.
Acuerdo sobre Trato fiscal en el tráfico internacional por carretera, de 1979.
Acuerdo de Cooperación científico-técnica en Investigación agraria, de 1979.

Perspectivas de futuro

El futuro de la Unión Europea es el de Alemania, tercer exportador del mundo y timón de las decisiones que afectan a todos los países que conforman la Unión. La recuperación económica europea será una realidad más pronto que tarde, pero a medio plazo ese futuro estará condicionado por la salida del Reino Unido, por el estado de las relaciones comerciales con Asia y Estados Unidos (en particular tras el fin del mandato de Obama) y por el propio devenir político de los países europeos, a los que las crisis de refugiados, el yihadismo y la desconfianza en las políticas económicas globales están empujando hacia la extrema derecha, cosa que preocupa tanto a Alemania como a la Unión.

A España le conviene mantener una buena relación con Alemania, proveedor de turistas pero también contratador de profesionales cualificados de primer nivel como los españoles a mejor precio que la mano de obra nacional.  Cada vez es más frecuente que las empresas alemanas subcontraten obras o proyectos de construcción, infraestructuras o ingeniería, dentro del aumento de la colaboración en el sector servicios entre ambos países. En Alemania crece la conciencia medioambiental, por lo que la exportación de servicios relacionados con las renovables o con los cultivos orgánicos pueden ser claves para España.


 

Vietnam


Crecimiento económico gracias al comercio

Brasil


Expectación mundial sobre la progresión de una gran potencia

Francia


Las próximas elecciones en el país son el foco de atención en el resto de Europa

Colombia


El impulso definitivo

Alemania


El reto de una nueva realidad Europea

Marruecos


Una de las economías más desarrolladas y sólidas de África

Italia


Un país volcado en la innovación y el desarrollo económico

Cuba


La expectativa del final del embargo

Reino Unido


Ser o no ser Unión

Perú


España es el país con mayor inversión

Irán


El nuevo Irán. Punto de inflexión para el país asiático

Australia


Un mercado en transformación

México


El norte de Latinoamérica

China


El comercio exterior se ralentiza un 7,3%

Argelia


El gobierno pretende estimular actividades relacionados con la industria de materiales de construcción, el sector agroalimentario y textil

Chile


Continúa la actividad comercial e inversora española

Estados Unidos


El imperio contraataca

India


En 2025 será el país más poblado del mundo

Turquía


El puente euroasiático

Canadá


El brote verde de Norteamérica

Portugal


El socio lógico

Angola


La gran oportunidad africana

Rusia


Pasos de gigante

Brasil


El ritmo de lo emergente

Polonia


Uno de los países europeos más atractivos para la inversión extranjera

Uruguay


Turismo y tecnologías de la información sectores claves en la economía uruguaya

Japón


Una de las economías más pujantes del mundo

República Dominicana


El turismo y las telecomunicaciones, los sectores más dinámicos de la economía dominicana

Venezuela


El petróleo, la columna vertebral de la economía venezolana

Argentina


Se enfrenta a una dura recuperación del crecimiento económico

Países Bajos


La apertura comercial hacia Asia punto clave para el desarrollo económico neerlandés

Ecuador


Un país en busca de las inversiones extranjeras

Panamá


El canal de la inversión y del negocio

Documento sin título EntrevistasPaíses
Artículos relacionados
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner